OIL sube calificación Standard & Poor’s perfil riesgo financiero más sólido

OIL sube calificación Standard & Poor’s perfil riesgo financiero más sólido

HAMILTON, Bermuda, septiembre de 2018 – El 7 de septiembre de 2018, S&P Global Ratings elevó sus calificaciones de solidez financiera y riesgo crediticio del emisor a largo plazo con respecto a OIL de ‘A-‘ a ‘A’, y su calificación a nivel de emisión de ‘BBB’ a ‘BBB+’. La perspectiva es estable.

Bertil C. Olsson, Presidente y CEO, comentó que «en los últimos años, la junta directiva, la gerencia y el personal han hecho un trabajo excepcional en la gestión de los asuntos financieros de la compañía, y S&P ha reconocido estos esfuerzos, así como la exclusiva propuesta de valor y solidez financiera de OIL, y nos complace ver que esto se refleja en la mejora de nuestra calificación».

George Hutchings, Vicepresidente Sénior y COO, afirmó que «la calificación más elevada debería generar un beneficio inmediato para nuestros miembros por vía de la reducción de costos de capital particularmente en sus compañías cautivas, una mejor seguridad y un reconocimiento general de que su compañía goza de una excelente salud financiera. La suba es la culminación de una gran dosis de trabajo duro por parte de todos en OIL para hacer que la compañía sea reconocida por la notable mejoría en su solidez financiera a lo largo de los últimos trece años».

Para obtener más información sobre la cobertura de bienes y valores relacionados de OIL visite https://www.oil.bm/.

Oil Insurance Limited (OIL) asegura más de $3.0 billones de activos energéticos globales para más de cincuenta miembros con límites de propiedad de hasta $400 millones, que totalizan más de $19.000 millones en capacidad total de propiedades con calificación A-. Los miembros son grandes compañías energéticas públicas y privadas con un mínimo de $1000 millones en activos físicos y una calificación de grado de inversión o equivalente. Entre los productos/cobertura ofrecidos se incluyen Bien (Daño físico), Tormenta de viento (Excluido Offshore Golfo de México), Contaminación no gradual, Control de pozo, Remoción de restos,Terrorismo, Ciber, Construcción y Cargas. Los sectores de la industria protegidos por OIL incluyen Exploración y Producción costa afuera y adentro, Refinación y Comercialización, Petroquímicos, Minería, Gasoductos y Oleoductos, Servicios públicos, Renovables y otros sectores empresarios relacionados con la energía.

Share